Agua embotellada en oficinas. Más que para la sed ¡para la salud!

Hoy, más que nunca, la población está siendo fuertemente influenciada por los estilos de vida y mercados globales. El tener la posibilidad de conectarse en masa, informarse de lo que pasa en el mundo, develar mitos e instruirse en ciertas áreas, y todo en tiempo real, ha afectado indudablemente el comportamiento de consumo de las personas. La sociedad está mostrando mayor preocupación por seguir una vida más saludable y por contribuir con el medio ambiente. Los comportamientos se ven desde la elección de qué comer, beber y cómo ejercitarse para mantener una vida más saludable, hasta qué marcas de productos usar que sean más amigables con todo tipo de vida en el planeta.

Teniendo presente lo anterior, es que se puede entender porqué los consumidores están reemplazando las bebidas carbonatadas por agua. Según un estudio de Euromonitor, el 2010, el consumo de agua embotellada percápita de los chilenos fueron 17 litros, mientras que el 2015 fueron 26 litros. Incluso en el 2016 se alcanzaron los 36 litros percápita, agrega Rodrigo León, Subgerente de Cafetería, Aseo y Horeca de Dimerc.

Aguas a las Oficinas

Como mantenerse hidratado está de moda y un tercio del día se pasa en la oficina, muchos son los clientes que están optando por contratar servicios de despacho de aguas embotelladas a sus lugares de trabajo.

Además de un visible aumento en la demanda de este producto, ha crecido la cantidad de empresas que ofrecen servicios relacionados con la distribución de agua, aumentando así la competencia y obligando a las distintas marcas a seguir mejorando lo que ofrecen, para que sus productos y servicios agregados, se ajusten a las necesidades de sus consumidores.

Actualmente, en el mercado se pueden encontrar empresas que se dedican a vender y distribuir al por mayor aguas de distintas marcas en botellas de distintos formatos, como lo que ofrece Distribuidora La Martina. Mientras que otras compañías venden/arriendan tótems dispensadores que utilizan botellones de incluso 20 litros, también ofrecidos y distribuidos por ellos, como por ejemplo Manantial. ¿Qué formato escoger? La respuesta es de cada quien, según sus necesidades individuales o grupales con colegas.

Distribución a Tiempo y Experiencia de Cliente

La fuerte competencia obliga a gestionar procesos excelentes de principio a fin. Cualquier falla que se pueda presentar, desde la producción hasta en los servicios de entregas, puede ser motivo suficiente para que un cliente se cambie a la competencia.

Generalmente los procesos relacionados con la obtención de los productos e incluso difusión de la marca son los considerados como parte del corazón de la empresa. Mientras que la distribución de los productos, lamentablemente, no siempre se valoriza como debiese, ya que no se da cuenta del potencial que existe en ese diminuto periodo de tiempo, en el que se da paso a la oportunidad de establecer un lazo emocional con los clientes al brindar una buena experiencia, incluso fidelizándolos.

Entonces, a la hora de planificar la distribución, además de ahorrar en costos de combustible, tiempo, vehículos y conductores, hay que tener muy presente en qué horarios los clientes esperan recibir sus insumos hidratantes y priorizar no decepcionarlos. Desafío no tan simple que se volvió sencillo gracias a SimpliRoute, software que genera rutas óptimas de entregas, considerando los rangos horarios en que los clientes pueden recibir el producto e informando en tiempo real el estado de los despachos.

¡Se encuentra disponible una versión de prueba que dura 14 días, completamente gratis! 

Te podría interesar...